AnálisisVideojuegos

Shadow of the Colossus

Un remake colosal

La experiencia se recompensa

Realizar el remake de un clásico nunca es trabajo fácil, pero el equipo de BluePoint con su amplia experiencia en anteriores títulos como “God of War Collection ”, “Metal Gear Solid HD Collection” y “Uncharted: The Nathan Drake Collection” supo hacer de “Shadow of the Colossus” un verdadero gigante.

El comienzo de la soledad

Comenzamos con el personaje principal “Wander” montado sobre su fiel acompañante “Agro” atravesando una inmensidad de paisajes solitarios, montañosos y desoladores, para poder llegar finalmente a un templo de arquitectura rocosa en el cual se accede únicamente por un puente sumamente largo.

Al llegar, notamos que Wander lleva consigo también el cuerpo muerto de una joven mujer de nombre “Mono”, y lo deposita sobre un altar de piedra.

En este momento es cuando se realiza el primer diálogo y se nos presenta ante nosotros un ser celestial e incorpóreo que se hace llamar “Dormin”.

En esta escueta conversación sabemos que Wander se encuentra en una tierra prohibida y que su única intención es recuperar la vida de Mono, la cual lo tendrá que conseguir derrotando a 16 espíritus que se representan en 16 diferentes colosos. Uno entiende que cuando se pierde lo que más se quiere, todo lo demás no importa.

Rugido de la Tierra

Si algo hay que destacar de este título es la impresionante y majestuosa banda sonora “Roar of the Earth” que nos acompaña en todo momento. Kow Otani, el compositor, supo a través de diferentes melodías captar la esencia de Fumito Ueda y Kenji Kaido, los creadores de Shadow of the Colossus.

Entre instrumentos de viento, órganos y los diferentes coros que aparecen a lo largo del juego podemos escuchar la soledad, la angustia y el vacío que acompaña a Wander durante el transcurso de su travesía.

Podremos apreciar en cada batalla ante un coloso una melodía diferente, pero a la hora de explorar el vasto mundo abierto estaremos solos, escuchando únicamente al viento, los galopes de Agro y algún animal que se intrigue de nuestra presencia.

En los senderos inhóspitos entre montañas el eco de nuestros pasos se harán sentir, al llegar a un risco y escuchar una simple cascada el agua nos transmitirá tranquilidad o al atravesar un bosque sombrío los sonidos de la fauna desconocida nos hará repensar de que no estamos tan solos.

Esto hace fidedigna la inmersión con el personaje y suma en gran medida con la “experiencia del jugador”.

Mundo sombrío pero esperanzador

En cuanto al apartado gráfico el equipo de Bluepoint ha realizado un excelente trabajo, pudiendo remasterizar de excelente manera la versión original para PlayStation 2 manteniendo el “alma” del juego.

No voy a mentirte, es un juego gris, triste y melancólico visualmente hablando, pero así tiene que ser. Los paisajes en esta tierra prohibida acompañan al dolor de Wander, ya que tenemos montañas inalcanzables, enormes praderas vacías, un desierto solitario y acantilados que sólo llevan a una muerte segura.

Pero igualmente en esta escala de grises hay un trabajo artístico por detrás maravilloso. Con detalles minimalistas como el del pasto que baila a la par del viento o el juego de luces y sombras que penetra las copas de los árboles, todo esto hace de un paisaje hermoso.

La cámara tiene un papel muy particular, ya que no está centrada en el personaje sino que está mayoritariamente contra un lateral y casi a nivel del piso. Esto tiene puntos a favor y en contra en diferentes aspectos.

Primeramente y lo más destacable es que se adapta según cual sea la situación, es decir, si vamos cruzando un puente adquiere una perspectiva nueva para que apreciemos el paisaje que nos rodea. O si estamos luchando contra un coloso nos permite verlo casi que en su totalidad para que podamos anticipar sus pasos.

Pero la parte negativa es que por momentos la cámara no termina de adaptarse bien y afectan la jugabilidad. Cuando el camino es muy estrecho la cámara no resulta bien y se hace difícil controlar a Agro. Otro aspecto negativo es que al estar tan a nivel de piso no nos deja ver bien si en el camino hay elevaciones, precipicios o la entrada a una cueva, lo cual quita fluidez.

Los personajes están muy bien realizados en términos generales pero en lo personal le falta pulir un poco más las texturas de la ropa de Wander o el pelo de Agro. También noté que el agua en ciertas partes no estaba del todo bien, sobre todo cuando se generaban olas. Otro aspecto que llamó mi atención es que cuando el personaje principal o el coloso se mojaban no me transmitían la sensación de mojado, no lo podía percibir en la ropa, la piel o el cuerpo del gigante.

Aún así creo que visualmente es un juego impresionante con un excelente trabajo artístico a nivel de paisajes.

Las pequeñas mecánicas

Aunque parezca una ironía es así, las mecánicas son sencillas aún hasta para derrotar a un colosal gigante 100 veces más grandes que uno.

Para poder explicar bien de lo que estoy hablando voy a separar en dos grandes grupos, uno para el momento de las batallas y otro para el mundo abierto en general.

Comenzando por el primer grupo debo decir que no se requieren grandes movimientos ni combinaciones de botones para lograr combos, si no que vamos a utilizar sólo tres botones diferentes para conseguir nuestro objetivo. Primeramente utilizaremos el R2 para poder sujetarnos del pelaje de los colosos, el cuál hay que apretar continuamente para no soltarnos, y esto hace que Wander al igual que nosotros sienta el cansancio y se desprenda para poder retomar energías y volver a intentarlo. Luego la X nos dará impulso para saltar hacia arriba como si fuésemos “Nathan Drake” de Uncharted o “Ezio Auditore” de Assasin’s Creed II.

Esta técnica es muy similar, pero montado sobre un coloso en movimiento y tratando de derribarnos se hace muy difícil de controlar, pero es aquí en donde reside la magia, conseguir escalar sobre el coloso para poder derribarlo. Una vez llegado a este punto utilizaremos la tecla cuadrado para clavar nuestra espada sobre su o sus puntos débiles, la cual no será tarea fácil. Agro y Wander terminaran varias veces en el suelo tratando de derribarlos, quedando por un tiempo lastimados y afectando las mecánicas, recreando un gran realismo de batalla.

Los movimientos de los colosos son espectaculares y muy naturales, emulando muchos de ellos a grandes guerreros o animales salvajes con perfecta naturalidad.

Otra historia es el mundo abierto, aquí las cosas se acomplejan un poco, empezando con que cuando vamos montados a Agro tenemos que repetir incansables veces la tecla triángulo para que avance de forma rápida, si no irá trotando o casi que caminando. Una vez que logramos correr a una velocidad rápida la cámara nos juega la mala pasada de no poder predecir que vendrá y chocaremos con pequeños relieves irrelevantes o haremos una pequeña desviación que harán que Agro se detenga, quitándole dinamismo a nuestra aventura.

Luego cuando se nos presenta un obstáculo y tengamos que saltar lo haremos pero con una capacidad elástica increíble, ya que tanto Agro como Wander no saltan, flotan por unos segundos en el aire. Es muy irreal y no convincente con el resto del juego, pero no afecta en la jugabildad.

Pero lo bueno es que con R1 levantaremos la espada en la luz y nos guiará hacia el siguiente coloso cual si fuese un faro alumbrando en la oscuridad el camino a seguir.

Conclusión

Es una aventura épica entre amor y tristeza, en el cuál reina mayoritariamente la segunda. Pero que nos enseña a través de una historia concisa y con gran valor narrativo que en tiempos de soledad, desolación y angustia no hay coloso que pueda derrotarnos si tenemos fe en nosotros mismos. Porque como es de público conocimiento, la esperanza es lo último que se pierde.

Datos del Juego

Año: 2005

Empresa: Team ICO

Creador: Fumito Ueda y Kenji Kaido

Plataformas: PlayStation 4

 

Positivas y Negativas

+ Excelente historia y narrativa.

+ Perfecta banda sonora.

+ Selección del nivel de dificutlad.

+ Muy buen manejo de los paisajes logrando una completa inmersión.

+ Galería de imágenes con arte conceptual.

La cámara afecta el dinamismo del juego por momentos.

Texturas del agua poco trabajadas.

Recomendamos también

Valoración

El comienzo de la soledad - 9
Rugido de la Tierra - 10
Mundo sombrío pero esperanzador - 9
Las pequeñas mecánicas - 8

9

Es una experiencia altamente recomendable.

User Rating: 4.23 ( 2 votes)
Etiquetas
Ver Más
Cerrar
Cerrar